Lo veo todo negro

Haz caso de tus presentimientos. Nos han enseñado a ser racionales, pero hay algo irracional que va más allá de lo que procesamos conscientemente en nuestro cerebro, que existe, es un sexto sentido, la intuición.

Haz caso de la intuición para guiar tu vida. Es un sentido extra, que se basa en hechos que notas sin saber el motivo, puede ser el lenguaje no verbal de las personas con las que hablamos, por ejemplo. Te dicen algo, y tu sabes que no, que no te fías, te han dicho lo que quieren que creas, pero sabes que no… que no te satisfacen dichas palabras.

Cristina Jones depresión
Cuando te sientes mal

Como habrás podido observar estoy un poco vaga en mi blog y redes sociales, estoy muy alterada emocionalmente. No me puedo relajar. No puedo. Estoy estresada, impulsiva, sin calma mental, reprimida, no se lo que me pasa, no me puedo centrar.

He decidido escribir otra vez para ver si así me centro.

Como dijo la psicóloga, Victoria, «la rabia te ayudará», aunque también me dijo que dejara el trabajo, por cierto. ¡Y una mierda!

El estrés y las emociones negativas son muy perjudiciales para la salud, y tenemos que controlarnos. El apoyo emocional es muy importante en todos los ámbitos, laboral, familiar, social, político, médico…

El cáncer se desarrolla en personas con el sistema inmune deprimido. Y para vencerlo necesitamos una buena alimentación, ejercicio y evitar lo tóxico de nuestra vida, en la medida de lo posible.

Yo me encuentro actualmente en estado de confusión mental y estrés, no lo puedo evitar. Necesito hacer cosas que estoy reprimiendo, aunque no se hasta cuando.

Pintada artistica en calle.

De momento, desde hace unos días, estoy escribiendo todo lo que recuerdo de mi «cáncer de mama» para hacer un video en YouTube, contando en plan didáctico, mi experiencia. Posiblemente sea más beneficioso para mí, que las personas que lo vean. Me escriben dando las gracias por los videos que ya subí, pero la realidad, es que la gente que los ve, y me escriben agradeciéndolo, me ayudan más a mí, la verdad.

Las redes sociales bien llevadas son positivas, pero con exceso, y mal uso son malas. Como yo ya soy mayorcita, y la gente a la que me dirijo también lo es, nosotros no tenemos ningún problema. ¿Verdad?

Necesito hacer algo, desenredarme emocionalmente. Estoy yendo otra vez al gimnasio, porque creo que estoy en muy mala forma física, y no se hacer ejercicio sola. No se estar sola. No puedo estar sola. Al principio de verano iba a andar con una amiga, pero no fuimos constantes, y hemos vuelto al gimnasio.

El perdón no se niega, y la confianza nunca se recupera.
El perdón no se niega, y la confianza nunca se recupera.

Me he trazado una hoja de ruta, una actividad para no castigarme. No es lógico desear y querer estar enferma para evitar el mobbing. El perdón no se le niega a nadie, pero la confianza jamás se recupera, jamás.

A la empresa le deseo lo mejor, porque lo está haciendo fenomenal para hacerme sentir bien. ¡Lo que hay que hacer es alegrarse de que les vaya tan bien, tan estupendamente, que los beneficios se les salgan por todos las cuentas, que la productividad sea apabullante! Si no perdonas por amor, perdona por egoísmo, para olvidar.

Estoy muy desordenada y no me centro. No puedo. Pero a lo mejor no es malo. He encontrado hoy este enlace, y me parezco a Einstein.

¡Me parezco a Einstein!

 

Nuevos propósitos al comenzar año

Dentro de poco empezará un año nuevo, 2016. Parece que todos lo ponemos como una fecha de referencia, límite:

-Cuando empiece 2016 haré tal cosa, aprenderé inglés, estudiaré alemán, me apuntaré al gimnasio, seré más simpática, me portaré mejor, pintaré mi habitación, me pondré a dieta…

¿Y sabes lo que te digo?

¡Mentira!

¿Autoengaño?

Si. Cuando quieres hacer algo, no se buscan excusas para postergar la acción.

IMG_4829

Si queremos hacer algo debemos empezar ya. ¿Te vas a poner a régimen cuando termines de comerte el trozo de pastel que tienes en la mano?

¡Y una mierda!

Si quieres algo, lo haces y punto. No hay aplazamientos que valgan.

Y si te cuento esto, es porque se de lo que hablo. A mi también me ha pasado eso de hacer el idiota y engañarme. ¡A todos o casi todos!

Hay una Leyenda, que asegura que Putin, el «Jefe» de la URSS… es muy disciplinado, que tiene una voluntad de hierro, que es de las pocas personas del mundo capaz de dominarse a sí mismo. ¡Qué envidia! También se dice que es un hombre hermético, que nunca se sabe lo que piensa. Lógico, cuando domina siempre la cabeza, antes que la emoción.

No nos castiguemos, hagamos lo que podamos. Y siempre, siempre, a querernos para progresar. Si te castigas, te enfadas contigo mismo, no te motivas.

La motivación se consigue a través de la ilusión, ¿no crees?

Aprender
Aprender

Creo que es imposible no dedicar unos minutos a planificar nuevas ilusiones y proyectos. Una persona que no tiene ilusión por nada es fácilmente un ser «pasmao», un aburrido. ¡Ufff! Aléjate de ellos, posiblemente echen por tierra tus ideas innovadoras o emocionantes.  El mundo progresa porque no se les hace caso, recuérdalo.

¿Te gusta el nuevo aspecto de mi blog?

No se, tenía que hacer algo. No se si he acertado, pero de momento he hecho algo nuevo, estoy aprendiendo algo nuevo,… y «palante».

Marcadores tumorales.

A mi padre los marcadores tumorales no le detectaban nada, estaba como una rosa.
Y murió en 1 mes, le vieron «algo» cuando en un centro privado le hicieron una ecografía o no se qué.

Yo me canso mucho.
¿Qué debiera estar todo el día reposando y paseando como las abuelas?

¡Y una mierda!

-¡Por jorobarles no me voy a morir de ésta!

Estoy estudiando cosas que me gustan, a mi alrededor nadie me apoya, todo el mundo me critica y dice que son tonterías, una pérdida de tiempo.
¿Porqué la gente que más te quiere es la que más te juzga?

Muchas veces pienso que es cierto el dicho de Pilar, la madre de una amiga:
«Donde hay confianza, da asco».

Ya se, lo tengo claro, no soy perfecta y no tengo el trabajo perfecto.

Mi trabajo ha sido muy estresante, el reportar todos los meses como va la empresa a la central, los impuestos mensuales, el pago a los proveedores a tiempo, el control de la tesorería, las facturas, el pago y control de los embargos de los trabajadores, … Tenía acceso a toda la contabilidad, toda.

Después de la incorporación tras mi despido y sanción, sólo tenía acceso a dos cosillas.

¿Qué es lo que no querían que supiera?

Sin querer, ya vuelvo a pensar que me ocultan información que no les interesa que se enteren arriba. (…). Aunque les diga que me importa ya un comino, creo que tienen miedo que me vuelva a creer el Código de Ética.

¿Por que estamos en crisis? ¿No será que se ha mirado a otro lado?

Con mi enfermedad, cáncer, veo las cosas de otro modo.

Antes de mi diagnóstico, la «empresa» me dijo que «no hubiera vuelto en mi lugar», porque a lo mejor mis problemas eran haber hablado a la «persona inadecuada», que un amigo había muerto por una grave enfermedad en dos meses y que la vida eran cuatro días…. Más o menos es lo que recuerdo de la conversación.

Cuando estaba con el gotero de quimioterapia, y estaba feliz, me decía:

Cristina Jones en lo peor de la quimioterapia. Sin cejas, sin pestañas…

-¡Por jorobarles no me voy a morir de ésta!

Las empresas hablan por sus directivos.
Lo que hacen o dicen sus directivos, es palabra de empresa.

La honestidad es fundamental para el futuro de una empresa, o de cualquier dirigente político.

El cancer puede quemar y hacer bailar sevillanas.

No quería hablar más del cancer en este blog, pero de momento es lo que estoy viviendo, lo que estoy sintiendo y lo que revolotea  en mi vida.

Tengo días estupendo y días malos, no me habían dicho nada al respecto.


Las manos queman, los brazos se acartonan, tengo una enorme intolerancia al frío. ¿Pasear una hora al día? ¡Tu tía!

Los médicos me dicen que todavía tengo en el cuerpo restos de la quimioterapia, por ello estaré con temblores, quemazón y sensaciones raras en los brazos. ¿Ellos lo han tenido? No es lo mismo padecerlo, que verlo en los demás.

-Doctor, se me duermen los brazos, me queman las manos.
-No te preocupes es normal.

No, no es normal.

Estás tranquilamente, y de pronto, repentinamente, un escalofrío te recorre los brazos, se acartonan, te queman las manos…parece que se te han dormido, pesan, los sientes hinchados, los miras y están normal, aunque sientas que pesan cincuenta kilos y no los puedas mover.

Cuando me pasa, ¡tengo ganas de bailar sevillanas!.

No te rías. Notas que se empiezan a acartonar, y  te pones a mover las manos, a girarlas, a apretar bombillas imaginarias, a retorcer los brazos… y esperas que no empiece la quemazón, si bailas sevillanas, aunque no tengas ni idea.

¿Cuanto tiempo dura esto? Me han dicho que semanas o meses. Depende de las personas.

Las cejas brillan por su ausencia. Me compré una cura milagrosa de patente alemana, M2, y nanai.
No veo ni rastro. Las pestañas creo…que sí. Ya os lo diré.

Sigo estando feísima, yo me veo horrible. Debo pintarme los ojos muy de negro cada mañana, y no olvidar las cejas.

¡Qué importante son las cejas! Sin cejas parezco alienígena. Si no me salen, me las tatuaré. De momento, paciencia, porque dicen que si fue lo último que se fue con la quimioterapia, será lo último que recuperaré con la salud. ¡Paciencia!

Y los brazos duelen. Nunca he tenido mucha fuerza, soy una floja, pero… el martes…paseando…¡no podía con el bolso!

¡Pues a llevar bolso bandolera!, pasear en días soleados… y tener una buena actitud, lo cual es fundamental.

Por cierto, mi hija pequeña «flipa» con su madre, ¿sabes por qué? Hablo sola y bailo sevillanas sola, sin música. Ya me irá conociendo. Je je