Emociones

Maremágnum de sentimientos

24 mayo, 2017

Aunque otra vez ha aparecido el cáncer de mama en mi vida me siento muy afortunada, porque durante este tiempo he conocido a personas que están muy graves e incluso con metástasis importantes. ¿Cómo me voy a quejar yo?

Cuando tenemos problemas lo mejor es mirar alrededor, siempre hay personas en peor situación que nosotras. Me suelen decir que lo llevo muy bien, pero no tienen ni idea.

Lo que la verdad esconde

Me quejo mucho de cansancio, siento un cansancio infinito. En el 2014 no lo sentí, ¿o es que no lo recuerdo? El cuerpo me pide descanso, sueño.

A estas alturas todo me da igual, me he vuelto un poco desvergonzada, porque hablo con todo el mundo, incluso paro por la calle a quien crea conveniente. No, no estoy loca, siempre con una razón. Te explico.

No me he podido aguantar y me he acercado a dos hombres jóvenes super calvos, con alopecia total, sin cejas, para contarles la maravilla que ha supuesto para mi la micropigmentación de cejas. ¡Yo soy así!. Uno de ellos me dijo que él no tenía ningún problema, y me dio las gracias, pero el otro hasta me pidió la dirección de quien me lo había hecho, porque tenía niños pequeños y odiaba que le hicieran fotos, etc.

También así he conocido en una tienda a Susana, iba con su pañuelo y le pregunté qué tal estaba. No se cómo, terminamos tomando un refresco en el centro comercial. Nos dimos los teléfonos e incluso grabamos para mis videos de YouTube. No se donde tengo el material, sinceramente, tengo la cabeza desbaratada, por eso no he escrito (o no he podido) desde hace tanto tiempo en el blog.

Imagen del Cementerio de Torrero con lápidas años 20 del siglo XX.

 

Creo que actualmente lo de los blogs no…no, y ¿sabes por qué? Porque yo misma me canso de leer y prefiero ver videos de YouTube . Quiero hacer lo que yo busco y no encuentro.

Tengo que contaros una cosa, no me da miedo la muerte, es el sueño infinito. Estuve este invierno en el cementerio en plan trascendental, y mis sentimientos se desbarataron. Vi mucho amor en los nichos, en las tumbas del pasado, pero también mucha maldad, porque en el cementerio de mi ciudad hubo fusilamientos, fosas comunes, vencedores de una guerra injusta y perdedores. Por cierto, los nazis alemanes ayudaron a ganar la guerra a un Dictador que murió tranquilamente en la cama siendo muy abuelito, pero que se impuso por la fuerza a una democracia muy moderna en su tiempo.

Tapia donde fusilaron a inocentes por ideas.

Como veis, tengo la cabeza desbaratada. Mezclo sentimientos, mezclo todo. Por eso no puedo escribir en el blog últimamente.

Es normal.

Esta semana no han podido ponerme la quimio porque los análisis están alterados, al igual que yo.

La vida es injusta. El mundo está loco. Y el cáncer y las metástasis está científicamente comprobado que es algo que les pasa a las personas maravillosas y guapas.

Esta semana ha habido un atentado en Manchester por ideas fanáticas, religiosas y retrógadas, y deseo fervientemente que se informe a los retrasados mentales que es mentira que al otro lado les esperan vírgenes, y que si por la razón que sea voy al otro mundo, todas las mujeres (y especialmente las maltratadas) les daremos una patada en los cojones por gilipollas.

Las religiones son AMOR, y hay que ser intolerante con el intolerante o el que no tiene dos neuronas para PENSAR lo que está bien y lo que está MAL.

También te podría interesar

1 comentario

  • Responder Clara 7 junio, 2017 de 3:04 am

    Te admiro sigue adelante,!!

  • Deja un comentario

    A %d blogueros les gusta esto: